24 enero 2008

Mummy, I'm not an animal

Las mujeres abortan por pasar el rato, está claro, por puro sadismo. Vamos, que si no les da para ir a ver los toros, con tal de ver sangre sustituyen al payaso del traje de luces (que tampoco es que tenga muchas luces) por un médico y ale, a disfrutar, que esto es inocuo, no como las pelis de Tarantino y los espectáculos de Leo Bassi.

Como siempre se encargan de recordarnos desde la iglesia, abortar es matar. Siempre es mejor dejar crecer un feto malformado porque, coño, siempre puedes ir luego de feria en feria cobrando 2€ a la gente por ver a tu niño con 4 ojos (y no me refiero a unas gafas de culo de vaso, rollo Milhouse, me refiero a 4 ojos y sin contar el morenote). Al final sales ganando, que es de lo que se trata. ¿Para qué vas a abortar? Con lo que mola tener un hijo que no es diferente, sino que es original, para fardar con tus amigas, esas cuyos descendientes tienen todos un número ordinario de miembros...

Hay varios supuestos posibles dentro de la siniestra legalidad en España, como es el caso de riesgo para la madre. ¿Pero qué mierda de legislación es esa? ¡En el riesgo está la emoción! Por eso los curas, que de esto saben un rato, se manifiestan tanto últimamente. Si es impagable el subidón de adrenalina que sienten al correr delante de los antidisturbios, ya no te digo cuando tu vida depende del desarrollo de tu embarazo... Es como una caída libre de hasta 9 meses de duración sin saber si tu paracaídas funciona. Dan ganas de probarlo.

Siguiendo las directrices de nuestra queridísima Iglesia, con Rouco al frente, defendiendo lo que Chus de Nazaret nos enseñó, también hay que prohibir el aborto a las mujeres violadas
(o niñas, que no veas si crecen rápido ahora), especialmente si las muy guarras iban provocando, en vez de estar en casa fregando como dice la Biblia.
Dios es tajante en este aspecto: La mujer tiene DOS objetivos: El primero es servir a su marido en casa, y el segundo es producir más gente para perpetuar esta tradición. Cualquier actividad que se aleje de esos sencillos preceptos no está contemplada y está sujeta a penitencia. Amén.

Por supuesto, los abortos recreativos del tipo "paso de tener al niño porque no tengo dinero para cuidarlo" están proscritos en nuestra religión. Y es que no se entiende, porque es un niño que podría haber trabajado como mano de obra barata para mantener a flote la economía. Pero no, le arrebatan el derecho a servir a su país antes de nacer. Típico de rojos y masones.

Y todo esto sin olvidarnos de las clínicas abortistas, el negocio del siglo en estos tiempos de degeneración social con el PSOE gobernando. Como me dijo mi primo, si pasas cerca de ellas se pueden escuchar los gritos de dolor de los fetos cuando los echan a las trituradoras de documentos. Ante tal repugnancia, tu voz cristiana se debe oír por encima de todo, no sólo porque la Comisión Europea no homologa estas máquinas para la destrucción de fetos, sino porque el mismísimo Señor te lo pide. A ti y a Jiménez Losantos, que con su denuncia social nos abre los ojos cada mañana desde la COPE. Si es que estas cosas en tiempos de Aznar no pasaban.


Y si no crees en dios ni en mi primo, debes saber que el aborto es malo y que es un asesinato porque, como dicen los científicos que han refutado una y otra vez las paparruchas evolutivas de Darwin, desde el primer momento de la fecundación, el embrión es una persona, tiene alma, sentimientos y capacidad suficiente para comprender la paradoja del gato de Schrödinger.

Palabra de Dios, te alabamos, Señor.

Y saliendo del modo sarcástico, decir que no creo que ninguna mujer aborte por gusto, no es una experiencia agradable y, al contrario, puede resultar muy traumática. No existe un lobby "pro-aborto" como nos lo quieren hacer ver desde el fundamentalismo, lo que hay es una lucha por el derecho de la mujer a interrumpir su embarazo, sí, abortar, en caso de que lo necesite, por motivos físicos, psicológicos o circunstancias personales. A los que defendemos este derecho nos están acusando poco menos que de promover la eugenesia y eso es un insulto que no debemos tolerar.
Aparte, no estaría mal recordarle a Zapatero que ya en 2004 incluía en su programa electoral la reforma de la ley del aborto y el asunto se ha quedado en nada por pura cobardía ante la Iglesia. Veremos si le echan pelotas en caso de volver a ganar.

Ahí queda eso. Un saludo.

P.D. Como banda sonora apropiada para esta entrada propongo el tema "Bodies", de los Sex Pistols. Muy apropiado.

4 comentarios:

DiMoNiuS dijo...

Genial!!!!

Vivan os jonis (con perdón) XD

Tío Rubo dijo...

Muxián!!!! :D

Runtime-Error dijo...

Genial el post!! Oye, me gusta mucho tu irónico sentido del humor.

Sigue así! ^^

imnominado dijo...

Vale rubo, mui bo.
Cando xejen o do jato de Schrödinger, xa non puden ajuntar máis e partinme a a cachas de risa a non poder mais...o problema é q nn deixaba de estar na biblioteca XD